Archivo de la categoría: La Familia (Y Otras Demoliciones)

La Familia (Y otras demoliciones) de Germán Dehesa.

https://i2.wp.com/covers.openlibrary.org/b/olid/OL9179436M-M.jpg

¿Ké onda fanátic@s de este blogzine under?, ¿kómo andan? Yo akí de maravilla komo siempre. Hoy (24 de Febrero) me volveré a presentar en el kiosko de la feria a la bandera de akí de mi ciudad kon una muestra de kortometrajes un tanto darkis y bizarrones nomás pa ke se emocionen los presentes (ke serán muchos porke hoy se pone hasta su má…xima capacidad todas las instalaciones de la feria)

Pero weno, viene a kolación esto de la feria y su hervidero de gente porke hoy haremos una rekomendación literaria un tanto…digámoslo; tradicionalista. No es ke yo sea tradicionalista y konservador de los valores familiares ni nada de eso, una de mis máximas ke tengo es esta: “La familia es la privación de la libertad” por lo ke se sobreentiende ke no me late eso de hacer familias ni nada. ¿verdad? ñ_ñ

Weno, la kosa es ke el libro ke les rekomendaré se llama La Familia y es del escritor, locutor, periodista y lider de opinión Germán Dehesa. El libro nos habla literalmente de la familia de Germán en donde nos va kontando las peripecias ke pasan desde abril de 1985 hasta octubre de 2003. Todo a base de ensayos periodísticos publicados en el periódico Reforma durante el periodo de tiempo dicho anteriormente.

Veamos un artículo ke habla sobre este libro:

Una de las características básicas de nuestra cultura latinoamericana sin duda, es tratar a toda costa las conexiones y la comunicación , así como la unión de la familia, que sin duda en estos menesteres, es importantísimo el como hacerlo y como llegar a ese objetivo sin tratar de perder la cordura en el intento.

Siendo mas específicos las familias mexicanas se caracterizan por que somos solidarios con nuestros miembros hasta el tuétano, aunque en ocasiones nos peleamos, pero todo se olvida al calor de unas copas al son de un buen baile, pero al fin vamos con la familia hasta el fin y hasta las ultimas consecuencia, el chiste es ir en bola, hacer ruido y regresar a casa en calidad de batallón que cree que ha vencido al enemigo.
Todo esto pasando por una serie de desmanes, así como de males entendidos y momentos divertidos, tristes, angustiosos, malos, buenos pero al fin son momentos que se quedan en el recuerdo, en el alma y en el corazón y con eso vivimos y sentimos toda nuestra vida de orgullosos tenochcas.

En este libro el maestro Dehesa nos invita antes que nada a conocer, con su peculiar estilo y su gran facilidad para burlarse, de si mismo, y de las situaciones en las que en la mayoría de gente no nos es posible observar más allá de lo más superficial.

A manera de pequeños artículos, que escribe en un diario de circulación nacional, realiza una recopilación de sus trabajos a través de varios años, dándonos una suave y dulce descripción de cómo son han sido y seguirán siendo las familias mexicanas de clase media que ahora por la situación económica están en vía de extinción.

Es un libro divertidísimo a cada pagina, en algunas partes no cabe duda que nos hace reflexionar, pensar , reír , llorar ,pero en la mejor de las formas, nos atrapa desde que lo abrimos y nos vamos metiendo en la vida familiar del autor ,que con gran ingenio y humor nos hace felices aunque sea solo por un rato.

Sin duda es un libro que vale la pena leer y revivir buenos tiempos.

https://i0.wp.com/1.bp.blogspot.com/_BGN81Vb06mo/SvIrKMzgCTI/AAAAAAAABGs/Nb83PciP0-c/S220/german_dehesa.jpg

Pero…¿kién es Germán? Se preguntarán…y sino, de todos modos les pondré algo sobre su bio:

Germán Dehesa es un periodista, escritor y locutor. Es considerado uno de los líderes de opinión más influyentes de México. Nació en la Ciudad de México el 1 de julio de 1944. Sus estudios de preparatoria los realizó en el Centro Universitario México (CUM). Estudió Ingeniería Química y Letras Hispánicas en la Universidad Nacional Autónoma de México, institución en la cual trabajaría como profesor y catedrático por más de 25 años. Ha destacado en la radio y la televisión mexicana y en la Ciudad de México es un reconocido dramaturgo y promotor cultural. A nivel nacional es más reconocido por sus colaboraciones salpicadas de comedia en los diarios del Grupo Reforma y su participación en la película Cilantro y Perejil (1995).

Gaceta del Angel es actualmente su principal columna. En ella hace gala de un lenguaje coloquial y sencillo, en el cual expresa, entre múltiples anécdotas, su pensamiento político y crítico. Normalmente trata sobre temas de actualidad, ya sea sobre política, sociales o incluso deportes (donde deja claro su amor a los Pumas de la UNAM y a los Diablos Rojos del México, y su despecho por el Club América, AMLO, a las manifestaciones de éste y a sus seguidores). Desde hace tiempo coloca al final de sus escritos una mini-columna titulada ¿Que tal durmió?, la cual ha superado las mil ediciones diarias. Esta sección inició como un reclamo a las autoridades que no han sido capaces de esclarecer los feminicidios en Ciudad Juárez, Chihuahua, formulando la pregunta: ¿Cómo pueden dormir tranquilos, si no han realizado su trabajo? Ultimamente dicha columna es más una frase o corolario, y desde el 2006 se la dedica casi siempre a Arturo Montiel.

El 8 de mayo de 2008 se le otorgó el premio de periodismo Don Quijote, el cual recibió de manos del Rey de España Juan Carlos I. El jurado declaró que en su obra realizó “una síntesis brillante (…) entre el idioma español y el habla popular mexicana, en una combinación imaginativa de las palabras, que demuestra la plasticidad, riqueza y vitalidad de la lengua de Cervantes”.

De lectura amena y divertida, clara y sin pretensión alguna en su forma de eskribir. Kon esto nos deja ver su afán por hacer una sociedad lectora e identifikada kon la forma siempre amena y divertida en ke aborda temas eskabrosos y komplejos de nuestra sociedad y nuestro panorama político actual.

Compren su libro, les aseguro ke se divertirán (los capítulos kuando habla de la navidad en familia son geniales ;-))

Sale pues raza, ahi se los dejo y ya saben…koméntenle ñ_ñ.

Ateo!